domingo, 27 de abril de 2008

¿Me querrías aunque dejase de ser bella?

- ¿Sabes que las mujeres guapas son invisibles?
- ¿Por qué?
- Porque son tan guapas que nunca llegas a ver cómo son realmente...



El arrollador paisaje poético que desprende Coixet en cada segundo de cada fotograma convierte Elegía en un grandioso melodrama, del que se podría prescindir de algunas escenas, pero cuya belleza sentimental manifestada a través de un magnífico paisaje tanto humano como natural, consienten que esta realizadora se permita excederse en todo su torrente imaginario.
Una delicada flor desplegada con el cuerpo de Penélope Cruz reacciona, víctima de una fuerza superior irremediable, junto con el también atrapado y sabio profesor de Artes Literarias, Kepesh, rindiéndose a la ímpetu incomprensible que es el amor.
La sabia mirada de la poco prolífica Isabel Coixet, nos pone ante la mesa verdades como templos con un guión de oro, del cual, aunque se sobrepase en algunos minutos de metraje, nos hace sentir que cada uno de ellos es absolutmente necesario, deleitándonos con sus inmejorables y nada desperdiciables escenas.
Un film que entraña más humor con respecto a la magistral La vida secreta de las palabras, pero que no nos enseña nada nuevo ni mejor, y se queda sin alcanzar un peldaño superior en su filmografía, pese a la mayor talla comercial de su conjunto.
Un preciosismo callado y visual, cuya hondura prevalece respecto a la historia, la cual se utiliza como pretexto para desencadenar un entramado de conflictos y dramas existenciales, como el desamor y la vejez.
Una elegía a la pérdida de la belleza del cuerpo y a la gloria emocional del amor. Un lamento por todos aquellos momentos irrepetibles perdidos, cuyo nombre genuino podría catalogarse en nostalgia.

11 comentarios:

Ivan aka Imazur2002 dijo...

No me suele gustar Coixet, y Elegy tengo mis dudas, aunque ya estaba casi convencido de verla. La maravillosa conversación que has puesto me ha decidido, la veré.
Saludos!

Andres Pons dijo...

Ya que todo el mundo la pone bien. Voy a por ella.

Nosotras mismas dijo...

Tienes un premio esperando a ser recogido.

Besos

Tarquin Winot dijo...

Me va a costar un mundo superar mi odio visceral por Penélope Cruz, pero soy un ferviente admirador del cine de Isabel Coixet, por lo que me temo que tendré que darle a la pedorra ésta otra oportunidad para demostrar que sabe actuar.

Clara dijo...

xDD yo tb la tenía atravesada pero últimamente he de reconocer que cada vez la veo mejor... Prueba a ver para así confirmar tu opinión con convenicimiento de causa.

Saludos!

Laura dijo...

Es muy cierto la verdadera belleza de una mujer no la logras ver, cuando tanta belleza se reúne en un solo cuerpo , en una sola cara, entonces no puedes ver más allá.
Me encantaría ver esta película

Saludos

Las3Musas dijo...

Tus críticas tienen el sabor de una buena comida, elaborada con espécias delicadas y con manos de abuela.

Me encanta pasar por tu casa.
Voy a ir a verla apenas pueda.

Besote agradecido
musa

BUDOKAN dijo...

Hola Clara, que suerte que hayas vuelto a escribir para el blog. Por cierto me ha gustado mucho la frase sobre las mujeres bellas con la que abres el post. Saludos!

Nosotras mismas dijo...

Hola,

Anímate a seguir la historia. Tod@s te estamos esperando.

Besos.

Heriberto dijo...

Le1 el libro sobre el qu se basa la pel1cula "The diyng animal" de Roth y me parece que es una obra de muy difícil screenplay, debo verla cuando llegue por acá. Saludos Clara.

Dr. Hichcock dijo...

La tengo pendiente pero le tengo ganas, a pesar de que Pe sea una de las razones que me suele echar hacia atrás a la hora de ver una película.